POTAJE DE GARBANZOS

POTAJE DE GARBANZOS O VIGILIA – PASO A PASO

Recetas de potajes de garbanzos hay muchísimas. Tantas como pueblos hay, y con diferentes ingredientes y maneras de hacerlo. Yo os voy a enseñar como lo hacía mi madre, que no se si será como se hacían en su pueblo, pero es como lo hacía ella y estaba buenísimo.

Os aviso que es muy laborioso. Yo estaba mañana parecía topchef con tantas elaboraciones al mismo tiempo en los fogones.

INGREDIENTES (para dos personas):

  • 2 dientes de ajo
  • Una cucharadita de pimentón dulce
  • 2 puñados de espinacas frescas
  • 1 huevo
  • 2oo gr. de garbanzos
  • 150 gr. de migas de bacalao en salazón
  • Sal
  • Vinagre de vino tinto

PREPARACIÓN:

…..El día anterior ponemos los garbanzos en remojo. Y en otro recipiente ponemos el bacalao a desalar.

El bacalao hay que dejarlo 24 horas y cambiarle el agua unas tres veces.

TRUCO!!! Si se os ha olvidado poner los garbanzos a remojo, nooooo pasa nada. Mides con un vaso los garbanzos que quieres usar, y en un recipiente apto para microondas pones los garbanzos y la misma cantidad por tres de agua. Osea, por un vaso de garbanzos tres de agua.

Lo pones a la máxima potencia y durante 15 minutos. Dejas reposar una hora y ya los tienes listos para usar en el potaje o en la receta que quieras. Funciona!!!.

……. Día siguiente ponemos a cocer las espinacas en una ollita. Y mientras tanto ponemos en la olla que vayamos a hacer los garbanzos un poco de agua, más o menos por la mitad de la olla, y los ponemos a hervir destapada, sin nada más, durante 15 minutos. 

En una sartén ponemos un poquitín de aceite y freímos los dos dientes de ajo enteros. Cuando estén dorados añadimos el pimentón y terminamos de hacer. Apartamos.

Cuando las espinacas estén ya blanditas las colamos y las rehogamos en la sartén que tenemos con los ajos y el pimentón. Lo rehogamos todo junto y reservamos.

Cuando pasen los 15 minutos de los garbanzos, añadimos las espinacas. Separamos la clara de la yema del huevo, y en la mima sartén de las espinacas con un poquito de aceite, freímos la clara del huevo. La yema la reservamos.

La partimos en trocitos y se la echamos a los garbanzos.

Ponemos un poco de sal y tapamos la olla. Cocemos a fuego medio durante 25 minutos.

Enfriamos la olla, destapamos y probamos de sal. Si hace falta se añade un poco más. Añadimos la yema desleída con un poquitín de agua y una cuchara de vinagre. Tapamos y dejamos cocer otros 15 minutos.

Cuando la destapamos olla, el potaje está con la cantidad justa de caldito y con una pinta espectacular. Está buenísimo.

HALA,  a disfrutar!!!!!!

Truquito de mi madre, si no tienes bacalao lo puedes hacer exactamente igual con atún en escabeche, del que venden al peso.